Estos barrios son muy fotogénicos. Foto: Shutterstock

Más allá de Malasaña: los barrios más molones de España

Olvídate de Madrid y Barcelona y descubre los mejores barrios alternativos de la península

Shoreditch, Williamsburg, Kreuzberg, Belleville: todo el mundo conoce estos barrios de moda. Estas zonas, que en su día eran muy turbias, se han ido aburguesando en los últimos años, lo que ha provocado una afluencia de residentes con mayor poder adquisitivo, cafés y tiendas de moda. 

Al igual que sus homólogos europeos, España no es ajena a la gentrificación. Los barrios en los que vivían los inmigrantes se han convertido en los últimos años en refugios para los hipsters. Mientras que en Barcelona está Gràcia y en Madrid Malasaña, nosotros hemos profundizado con esta lista de las zonas alternativas en algunas de las otras ciudades de España. 

Malagueta, Málaga

Como ciudad natal de Picasso, aquí el arte es de gran importancia. El barrio de la Malagueta, una zona antaño industrial que bordea la costa y el centro, alberga un museo a su hijo predilecto. Los museos salpican la zona y algunos de los mejores son el Museo Carmen Thyssen, que rinde homenaje a artistas andaluces, y el Centro Pompidou. 

Málaga

En la zona del puerto de Málaga encontrarás una mezcla de cafés y espacios verdes, y por aquí es donde quedan los jóvenes. Pasea por el Palmeral de las Sorpresas para disfrutar de la brisa marina y las vistas. Termina tu paseo con un cóctel artesanal, como el 1919 con ron, en el legendario El Pimpi, o elige entre una variedad de cervezas y sidras internacionales en El Muro. Cuando levanten las restricciones a la vida nocturna, vete a la Velvet, una sala de conciertos que también tiene noches de música tecno. 

Casco Viejo, Toledo

El Casco Viejo de Toledo está formado por un conjunto de monumentos que evocan su pasado como ciudad que albergó a judíos, musulmanes y cristianos; así como por bares, museos y tabernas que le dan su condición actual de capital cosmopolita. El Casco Viejo es ahora el lugar de trabajo de startups y emprendedores. El Greco es el artista más influyente en la rica historia de la ciudad y su museo es uno de los lugares de encuentro de los jóvenes, ya que se celebran conciertos en su patio en ocasiones especiales.

Toledo

Además de su cultura e historia, el Casco Viejo tiene mucho ambiente nocturno. Bares como el Agapo, el Ludeña o el Mercado de San Agustín (la versión local del Mercado de San Miguel en Madrid) ofrecen a los clientes cócteles y vinos regionales. Vete al Quitapenas para ver espectáculos de flamenco o termina la noche en la Sala Pícaro cuando vuelvan los conciertos. 

Russafa, Valencia

Russafa, el barrio más de moda de Valencia, pertenece al distrito del Ensanche, y tiene sus orígenes en el siglo IX, cuando Abd Allah al-Balansi, un príncipe omeya de Al-Andalus, lo utilizó como refugio. Hoy es una zona multicultural, con ambiente y bulliciosa. Visita su Mercado Municipal, que acaban de pintar en tonos coloridos, y donde encontrarás más de 100 tiendas, y la Biblioteca Al-Rusafi, un punto de encuentro cultural para estudiantes y jóvenes profesionales.

Valencia

La Casa de Chappaz es una encantadora galería y un espacio seguro de colaboración y amistad para la comunidad LGBTQ+. Russafa también es conocida por su gastronomía. Pásate por el Matadero, una antigua carnicería de azulejos blancos reconvertida en cafetería, que cuenta con multitud de libros para hojear mientras te tomas una IPA.

Barrio Húmedo, León

Como muchos otros de esta lista, el barrio más animado de León es también el más antiguo. Situado en una colina entre los ríos Bernesga y Torio, aquí nació la ciudad. La zona es sólo peatonal, lo que la hace más acogedora y atractiva para los visitantes, que son muchos dada su proximidad a la catedral y a los imponentes palacios de la zona.

León

En el Barrio Húmedo abundan los bares y, en verano, sus calles sin coches se llenan de terracitas. La vida del barrio gira en torno a la Plaza de San Martín y la Plaza Mayor, ambos lugares de encuentro para disfrutar de las tapas gratuitas que solían ser de rigor pero que se han convertido en una rareza en los últimos años.  

Si le apetece una comida más abundante, El Latino o la Casa de los Botones sirven especialidades locales como el maragato, la sopa de ajo o los bocadillos de trucha. Para tomar una copa, los lugareños se dirigen a La Galocha, que ofrece un ambiente relajado, o al Circus si prefieren la música rock.

Las 7 Calles, Bilbao

Situado a orillas de la ría del Nervión se encuentra el casco viejo de Bilbao, también conocido como Las 7 Calles, en referencia a las calles que lo forman: Somera, Artecalle, Tendería, Belosticalle, Carnicería Vieja, Barrencalle y Barrencalle Barrena. El Zazpi Kaleak (como se llama en euskera) tiene calles estrechas y empedradas que esconden multitud de tabernas tradicionales y modernas donde disfrutar de pintxos y txikitos, así como monumentos como la catedral gótica de Santiago. 

Bilbao

Visita Okapi, una taberna vintage y a la vez moderna, para recibir clases de cocina para todos los públicos, desde celíacos hasta veganos o carnívoros. Al otro lado de la ría se encuentra Marzana 16, que cuenta con una impresionante vista del agua y un animado ambiente, popular entre
los lugareños. 

La minería solía ser la esencia del barrio, pero su actual ambiente cosmopolita permite encontrar tanto moda contemporánea como tesoros vintage. Dirígete a la Plaza Nueva para ver su mercado semanal los domingos y encontrar cosas únicas.